© Copyright 2021 magicseo.

Posicionamiento SEO basado en Inteligencia Artificial

¿QUIERES MÁS INFORMACIÓN?

Ingresa tu email para recibir más información de forma ¡totalmente anónima! No lo guardaremos en ninguna base de datos.

     
     

    La supercomputadora más poderosa del mundo, Fugaku.

    Aunque Fugaku se ejecuta en modo experimental, ha estado funcionando durante varios meses.

    La velocidad de Fugaku es 2,5 veces mayor que la del Summit, considerado el más rápida del mundo hasta ahora. La máquina es capaz de realizar 415.000 billones de cálculos en un segundo, lo que la convierte en un gigante tecnológico con numerosas aplicaciones, como en el sector de la salud, que está a la vanguardia de la lucha contra la COVID-19.

    Kyodo News informó que la supercomputadora Fugaku, que fue creada y desarrollada en Japón, ha entrado en la lista de las computadoras TOP500 de equipos más rápidos del mundo. El Instituto de Ciencias Riken y Fujitsu son los creadores de esta máquina maravillosa y sin precedentes.

    Aunque Fugaku opera en modo experimental, ha estado en funcionamiento durante varios meses y se está utilizando en investigaciones actuales que buscan tratar la COVID-19. La urgencia de la COVID-19 es bien conocida y, dada su velocidad, la máquina podría ser muy útil.

    Esta nueva supercomputadora sigue recibiendo premios y distinciones porque no solo ocupó el primer lugar en el ranking TOP500, sino que también ganó primeros premios en otras categorías importantes, como las relacionadas con el desempeño basado en los métodos de cálculo que propuso, que resultan muy novedosos.

    Summit, la supercomputadora estadounidense, que hasta ahora había sido la mejor supercomputadora del mundo, se quedó atrás después de que Fugaku completara 415.000 billones de cálculos en un segundo, que es 2’5 veces más rápido que Summit, que queda en segundo lugar.

    Desde mayo de 2020, Fugaku ha estado trabajando en el Centro de Ciencias de la Computación Riken en Kobe, donde se utiliza para cálculos complejos en diversas investigaciones científicas y desarrollos tecnológicos industriales y militares. Y en el período de tiempo más reciente, en la lucha de emergencia contra la pandemia de coronavirus.